Proyectos 2021

Antes todo esto era campo

David Orrico

“Antes todo esto era campo” es una instalación interactiva, concierto y experiencia en la naturaleza
con fines reflexivos para humanos y plantas en búsqueda de una reconexión posible.
Explorando las posibilidades de una interface viva como son las plantas con el fin de generar un
instrumento multimedia que nos permite interactuar con la naturaleza, preguntarnos sobre nuestra
relación con lo natural y el lugar que ocupa actualmente
en nuestra sociedad, así como mirar hacía la tecnología como un modo de acercarnos y
reconectarnos con ritmos más naturales.

Antigesta

Álvaro Porras Soriano

El proyecto desarrollado durante la residencia se podría definir como una serie de escalas y cambios de magnitud en el entorno de la Vall de Gallinera. Estos cambios aparecerán a través de un conjunto híbrido de procesos difusos como instalaciones minúsculas, acciones fugaces, gestos sutiles o intervenciones mínimas. De este modo, ‘antigesta’ generará propuestas concretas múltiples que irá desde escalas minúsculas a superlativas (y viceversa) a través de temáticas poéticas y gestos simbólicos.

Arch of Re-enchantment

Rachel Harris

A través de mi trabajo, planteo activar un respeto por la naturaleza perdido. Con la creación y diseño de espacios/altares invito a tener una experiencia del mundo natural desde la perspectiva de la soledad y gratitud en pos de una inmesión total de uno mismo dentro del medio ambiente para reflexionar en espacios que han sido utilizados para una reverencia a la naturaleza en sus varias formas en el pasado.   

Se construirán tres altares de piedra para crear un conjunto escultural. Uno de los tres altares formará un pequeño arco como réplica o eco de La Foradá, un arco natural formado en una roca y símbolo del territorio. La base de los alares se formará con musgo ofreciendo a los participantes la oportunidad de, desde el respeto, se sienten en este espacio creando un espacio de serenidad para tomar un respiro, relajarse y apreciar el espacio de la región en el que pasean. En cada una de las estructuras, se plantarán plantas recogidas con símbolos sobre cómo pueden ser usadas para inspirar a la gente a encontrar la fauna y flora que les rodean peligrosas y curativas. El trabajo se entiende como una experiencia interactiva y un momento para descansar y apreciar el entorno que les rodea con la esperanza de crear lazos con la naturaleza que creará formatos sostenibles de vida y existencia en este planeta.

Camino Fantasma

Matthias Neumann

Son más de 6 años los que he sido comprometido con una serie de intervenciones públicas bajo el título “Basics”, explorando una noción ensimismada de forma, espacio y utilidad en esculturas públicas. El trabajo a realizar para la tercera edición de la residencia Enclave Land Art bajo el título “Camino fantasma“ será un proceso de intervenciones escultóricas. En el transcurso de las 2 semanas de residencia construiré y deconstruiré 4 estructuras de madera a lo largo del Corrales de La Carroja. Cada estructura (fantasma) será construida en un día, existente por un día, y será desmontada en el tercer día; arrancando el proceso de nuevo, una y otra vez (4 veces), hasta que las 4 “estructuras” fantasma hayan aparecido y desaparecido quedando la última versión. Cada parte de este proceso será integral considerada como parte del trabajo, una serie de instalaciones que se estructurarán y presentarán como una acción performativa (instalación, desmontaje, y transporte del material a la ubicación sucesiva) que puede ser considerado en su totalidad como una procesión efímera a lo largo del Corrales de La Carroja.

Entramado

Lidia Meneghini

Mi propósito es hacer un proyecto site specific, empezando con una primera identificación con los habitantes del lugar donde crearé una instalación que tendrá una connotación estética y que servirá como lugar de reunión y convivencia entre la instalación y el entorno.

Para crear una escultura integrada con su entorno, recogeré piedras, ramas y hojas para tejer estos elementos, en un telar vertical, conectando los árboles y creando un parámetro nuevo, una extensión espacial nueva.

Finalmente, en la red de ramas puedo añadir una parte tejida con fibras, hojas y otras hierbas recogidas en el área para incorporar el carácter orgánico a mi creación propia.

El objetivo definitivo de esta instalación es que quien haga esta ruta pueda parar un momento y contemplar un paisaje donde se fusiona la instalación, el cual constituirá una experiencia perceptual con un valor emocional fuerte para cualquier visitante.

Infinite Slowness

Elena Redaelli

Infinite Slowness es un proyecto de investigación del campo accesible en cada parte de su desarrollo y realización, un open-ended, basado en un proceso y acto performativo que se extiende durante las dos semanas de residencia.

Siendo generado por humanos, animales no-humanos, y cosas que abracen la diversidad y un campo ancho de interconexiones interiores que continuamente evolucionan vias de expresión. La investigación del proyecto gira alrededor de la vitalidad de las piedras y su capacidad de moverse, reproducirrse, recordar y comunicar. Considera las rocas y humanos como componentes que se enlazan, agentes que son parte del entorno al mismo nivel de co-dependencia. Las rocas son una estratificación del tiempo, revistiendo recuerdos pasados, archivos vivientes del Anthropocene. El cuerpo humano es efímero y temporal, y la piedra es duradera y estable mientras lleva a cabo sus mutaciones tranquilas. ¡Aprendamos de las rocas antiguas y sensatas!

Raquis

Jordi NN

Raquis proviene del griego y da nombre a la parte axial de numerosas estructuras compuestas en animales, hongos y vegetales. Así mismo, en lo que al ser humano concierne, también se le llama Raquis a la columna vertebral. 

El periodo que vivimos a nivel global nos ha obligado a reinterpretar acerca de la relación entre los individuos de nuestra sociedad así cómo la relación entre individuo y el medioambiente que le rodea. Una serie de elementos individuales forman una unidad que vertebra la realidad de cada persona. Y que ocurre cuando rompes esa unidad vertebral de elementos individuales que sostiene el equilibrio.

La obra esta pensada de forma específica para la Vall de Gallinera y sus habitantes. Teniendo en cuenta el paradigma social, cultural y la geomorfología del propio valle se pretende ensalzar y dar tributo al ecosistema completo. Con especial atención al balance de la relación entre los habitantes del valle y su hogar. 

La obra se compone de un número concreto de piedras extraídas del lecho del rio. Cada piedra representará a un habitante del valle formando una composición en forma columna vertebral en la ladera del valle.